Aptus | Noticias de educación, cultura, arte, formación y capacitación

Estudiantes y docentes de la Universidad de Lanús desarrollaron un simulador de trenes

Buscan que sea un método de aprendizaje «gratuito y sin peligro». El proyecto se encuentra en su segunda etapa y está coordinado por docentes de las licenciaturas en Sistemas y en Tecnologías Ferroviarias.

Estudiantes y docentes de la Universidad Nacional de Lanús (UNLa) desarrollaron un simulador de trenes con el objetivo de que se convierta en un método de aprendizaje «gratuito y sin peligro» para los estudiantes y conductores, informaron desde la institución.

El proyecto se encuentra en su segunda etapa y está coordinado por docentes de las licenciaturas en Sistemas y en Tecnologías Ferroviarias de la universidad, que funciona en terrenos linderos a los talleres ferroviarios de Remedios de Escalada, en el sur del conurbano.

Una herramienta inédita

La UNLa informó que el desarrollo de este simulador es «inédito», y que «se diferencia a todos los existentes hasta el momento».

«El simulador permitirá que tanto alumnos como profesionales puedan realizar prácticas sin peligro alguno al mismo tiempo que podrá utilizarse en las clases de las diversas materias de la carrera (Tecnologías Ferroviarias)», explicó el profesor de sistemas Jorge Golfieri, director del proyecto.

Y mencionó que «la diferencia con los simuladores de otros países es que este no emula sólo un tren, sino una línea completa con varios vehículos y conductores, interactuando entre sí».

En qué consiste el Simulador de trenes

En este sentido, el simulador permite que el conductor vea lo que vería un conductor real del ramal Constitución-Ezeiza de la Línea Roca, detallaron desde la universidad.

Así, cada imagen fue procesada a partir de una película y cada una está georreferenciada para que concuerde con la posición del tren.

Asimismo, otra diferencia de este simulador con el resto, es que permite varias modalidades de operación: un solo tren; un tren y otros funcionando según el horario y varios trenes conducidos cada uno por una persona e interactuando entre sí.

Además, para que el sistema opere, es necesario que alguien se haga cargo de los cambios de vía y de las señales (puede funcionar en automático) lo que permite realizar otros tipos de capacitación que el resto de los productos existentes no contemplan.

Esta segunda etapa del proyecto se inició el año pasado y además de Golfieri como director, cuenta con Rubén Chaparro como codirector; los docentes-investigadores Alejandro Taboada, Luis Millan Arteaga y Alejandro Leonetti; Daniel Acotto (personal técnico), y los estudiantes Nicolás Lozano, Leonardo Haron nuevamente, Martín Abadi y Pablo López.

Comentar