Aptus

¿Cómo aprender a trabajar desde casa?

Tips para que tus días de «homeoffice» sean súper productivos

El tiempo es importante tanto en el trabajo presencial en la oficina como en el ámbito del hogar. Cada día es diferente en el ámbito profesional y esto es algo que también experimentás cuando trabajás en casa, tal como publica el portal formacionyestudios.

Puede haber jornadas en las que todo fluye con mayor facilidad y periodos en los que te concentrás mejor. Por el contrario, otros días laborales vienen acompañados por mayores distracciones, por eso es importante que tengas presente algunas cuestiones que te ayudarán a organizarte en esta época de «homeoffice«:

1. Identificá tu escritorio de trabajo en casa con tu entorno profesional

Aunque esta oficina se encuentre en tu domicilio, es importante que establezcas una diferenciación entre tu rutina laboral y tu vida familiar. Decorá tu casa de manera funcional para dar una respuesta a las distintas necesidades. De este modo, tener un espacio cómodo para trabajar te ayudará a gestionar mejor tu tiempo.

2. Proceso de adaptación al trabajo a distancia

Una persona necesita este tiempo de transición tanto cuando se incorpora a esta rutina por primera vez, como cuando se produce un cambio de circunstancias en su vida laboral. Por ejemplo, cuando emprende un nuevo proyecto con unas características diferentes. Para gestionar el tiempo en el trabajo a distancia, intentá darte este margen temporal para organizar tu jornada de manera proactiva.

3. Establece un horario de trabajo

Cuando trabajás desde casa, tal vez tengas la oportunidad de potenciar la flexibilidad de tiempo para adaptar tu horario a tus necesidades de cada jornada. Sin embargo, conviene priorizar la búsqueda de una estabilidad en la gestión del tiempo al concretar cuál será el horario de inicio y de fin de la jornada. No solo se trata de establecer un horario de trabajo, sino también de cumplirlo después en el ámbito práctico.

De este modo, creás un hábito. No solo es importante que establezcas una diferenciación entre el espacio profesional y personal en el hogar en relación con el disfrute de ese lugar, sino también con la gestión del tiempo. De este modo, una vez que haya llegado el tiempo que te habías marcado podrás comenzar a centrarte en otras tareas de tu vida personal.

El horario de la jornada se contextualiza, a su vez, en el marco de la vida personal. Por ejemplo, si conciliás esta labor profesional con el tiempo en familia, este contexto define el mapa de situación a partir del que diseñar el horario que propicie esta experiencia.

4. Establecé prioridades en la jornada

A veces, surgen imprevistos ante los que conviene priorizar una tarea. Sin embargo, en el trabajo a distancia, al igual que en el trabajo habitual en la oficina, las tareas deben estar terminadas al final de la jornada. Por tanto, organizá la agenda teniendo en cuenta cuáles son las metas a corto plazo en el trabajo del día de hoy. Para establecer prioridades encuentra el equilibrio entre las tareas del día de hoy y la atención a cada labor.

5. Gestión de las redes sociales durante el homeoffice

La comunicación a través de las redes sociales también forma parte de la rutina profesional de muchos trabajadores. Sin embargo, esta comunicación debe programarse desde la planificación. De lo contrario, si la atención a las redes sociales es permanente durante el trabajo a distancia, es difícil desconectar de esta rutina para seguir avanzando en otras ocupaciones.

Fuente: formacionyestudios.com

Imagen: santaangelaconstrutora.com.br

Comentar