Aptus | Noticas de educación, cultura, arte, formación y capacitación

Apuntes: Precauciones en el aula durante la COVID-19, el distanciamiento

Consejos de UNICEF para que los maestros se protejan a sí mismos y a sus alumnos.

Al reabrirse las escuelas, es importante tomar medidas de precaución tanto dentro de las aulas como fuera de ellas para evitar la propagación de la COVID-19. El propósito de este artículo es proporcionar a los maestros información y consejos sobre:

Distanciamiento físico en la escuela

Respecto del distanciamiento físico, es necesario establecer algunas normas básicas para el aula. Esas normas deben concordar tanto con los procedimientos adoptados por la administración de tu escuela, como con los protocolos del Ministerio de Salud del país y/o de los organismos y las autoridades de salud locales. Entre las normas recomendadas figuran las siguientes:

-Mantener una distancia de al menos 1 metro entre todas las personas que se encuentren en la escuela.

-Aumentar el espacio entre los pupitres (al menos 1 metro) y escalonar los recreos y los recesos para almorzar (si esto resulta difícil, una alternativa es almorzar en el aula).

-Procurar que los estudiantes realicen durante la jornada escolar tanto las actividades escolares como las extracurriculares en una misma aula, mientras que los maestros pasarán de un aula a otra para impartir sus clases. Otra opción es que los estudiantes utilicen diferentes entradas, si las hay, o establecer un orden para entrar y salir del edificio o del aula.

-Escalonar los horarios de inicio y finalización de las clases, a fin de evitar que todos los estudiantes y los docentes entren y salgan de la escuela al mismo tiempo.

-De ser posible, y si el espacio lo permite, pensar en aumentar el número de maestros para que haya menos estudiantes por aula.

-Advertir de los riesgos que implican las aglomeraciones al recoger a los niños en la escuela y al acompañar a los más pequeños en las guarderías. Evitar que los familiares y los miembros de la comunidad de más edad recojan a los niños (por ejemplo, los abuelos). Organizar los horarios de entrada y salida de otra forma (por ejemplo, por grupos de edad), con el propósito de reducir la aglomeración de niños en determinados momentos.

-Utilizar señales, marcas en el suelo, cinta adhesiva y otros medios para mantener una distancia de 1 metro en las filas de entrada a la escuela y a las aulas.

-Examinar qué medidas conviene tomar para la práctica de los deportes y las clases de educación física.

-Hacer las clases al aire libre o ventilar las aulas tanto como sea posible.

-Instar a los estudiantes a no reunirse en grupos grandes para socializar al salir de la escuela.

Lo que hay que hacer

Para animar a los alumnos a acatar las normas, puede resultar útil elaborar con ellos una lista de lo que se debe hacer y lo que no se debe hacer. Por ejemplo, cómo saludarse, cómo ubicar los pupitres, qué medidas de distanciamiento físico es importante observar durante los recesos para almorzar, con quiénes se sentarán a almorzar, con quiénes jugarán durante los recreos, y cómo distribuirán el tiempo para compartir con todos sus amigos durante la semana.

Comentar